fb_pixel Residencias Grupo 5 | La Residencia Mérida visita el Centro Ecuestre Francisco González
Infórmate. Teléfono gratuito: 900 500 506
ComparteShare on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0Share on LinkedIn12
    • 06 JUN 17
    La Residencia Mérida visita el Centro Ecuestre Francisco González

    La Residencia Mérida visita el Centro Ecuestre Francisco González

    ComparteShare on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0Share on LinkedIn12

    A menudo, cuidar de otro u otra es la mejor terapia. Y sí, es mejor aún cuando se trata de un animal; y más, cuando se trata de un caballo. Esos animales que solo con mirarles puedes ver su potencia, su fuerza, su seguridad y su docilidad. ¿Quién puede negar los beneficios que puede aportar estar rodeado/a de estas cualidades?

    El caballo es uno de los animales de compañía por excelencia. Y se lo ha ganado, ya que a lo largo de muchos años ha sido fiel compañero del hombre y esta característica le ha llevado a convertirse en una herramienta terapéutica muy eficaz.

    Estar con un caballo te hace enfrentarte a los miedos, tener autocontrol, saber dominar la situación, además de  relajarte, poner atención y, sobre todo, dejarte querer por ellos/as y quererles de igual forma. ¡Qué mejor terapia para ambos!

    Es por ello, que el lunes 29 de mayo, el Centro Residencial de Rehabilitación de Mérida (CRR), visitó el Centro Ecuestre Francisco González. Veinte personas usuarias del CRR y de Pisos, junto con tres profesionales (terapeuta ocupacional y dos monitores) acudieron a esta actividad lúdica y beneficiosa a partes iguales.

    El Director del Centro junto con los profesionales, ofrecieron al CRR una pequeña formación en relación a la historia de los caballos. Esta formación se convirtió en un espacio de intercambio de ideas, de interés y de motivación, y fue reflejo del conocimiento e inquietudes que tenían los usuarios y usuarias sobre el tema.

    La visita continuó con un recorrido por las instalaciones del club (merienda incluida), y luego llegó el momento tan anhelado por los usuarios y usuarias: cepillar, bañar, colocar monturas…En fin, cuidar al animal. Y tras ponerle a punto… Pudieron demostrar sus dotes como jinetes.

    Y como bien decíamos al principio, no dudamos de lo útil que resulta esta actividad para el proceso de rehabilitación de las personas con enfermedad mental. Por esto, el CRR plantea organizar un taller de invierno en el club ecuestre, para que los usuarios y las usuarias que estén interesados, puedan tomar clases de equitación y también ser voluntarios para tareas relacionadas con el cuidado de los caballos.

    Por cierto, los profesionales del club quedaron encantados con la experiencia, el desempeño, la motivación y el interés de sus nuevos y futuros ayudantes.

    2017-05-30 16.09.12 2017-05-30 16.09.14-2 2017-05-30 16.09.14-4

     

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.     ACEPTAR